lunes, 29 de julio de 2019

AVANCE ALIADO EN LOS DÍAS SIGUIENTES AL DESEMBARCO DE NORMANDÍA.


http://newsimg.bbc.co.uk/media/images/40229000/gif/_40229165_mapa_grande.gif

La primera tarea de los aliados fue unir las cabezas de playa y, de esta manera, asegurar la línea de costa venciendo la resistencia alemana. Por ejemplo, en Port-en-Bessin, donde norteamericanos y britanicos trataban de unir sus cabeza de playa, hubo una fuerte resistencia alemana (Rommel) siempre mitigada por la superioridad aérea aliada. Todas las cabezas de playa, salvo Utah estaban unidas el 7 de junio; Utah no lo hizo hasta el 12. 

Rommel planteó una defensa apoyada en el bocage de la zona (campos cerrados), pero sus planes se vinieron abajo cuando Hitler, el día 11, prohibió retiradas de cualquier tipo.

Un primer objetivo fue controlar un gran puerto de aguas profundas por el que pudiesen llegar los suministros bélicos necesario. Este puerto fue Cherburgo. El 18 de junio los nortemaericanos había cortado la Península de Cotentin dejando aislada la zona de Cherburgo. Tras arduos combates, el 27 de junio, tomaron la ciudad haciendo  39.000 prisioneros. De momento, las instalaciones portuarias no pudieron sustituir a los puertos prefabricados ya que sus instalaciones estaban  destruidas, sus darsenas llenas de minas y barcos hundidos. No estuvieron operativas hasta septiembre. La Caída de Cherburgo provocó un duro enfrentamiento de Hitler con Von Rundstedt. Éste, acusado de derrotismo, fue sustituido el 1 de julio por el mariscal de campo G. von Kluge.El nuevo comandante en jefe llegó cargado de optimismo, llegó a acusar a Rommel de derrotismo, pero muy pronto cambió de idea al toparse con la realidad.
Toma de Cherburgo, rendición del fuerte del Oeste

Objetivo prioritario de los ingleses era tomar la ciudad de Caen, un crucial nudo que abria el camino hacia París. Los alemanes presentaron una resistencia mucho mayor de la esperada. 

 
Wikipedia

El 7 de junio Montgomery diseñó la Operación Perch para cercar la ciudad por el oeste. Una semana más tarde la Operación se daba por fracasada, frenada por tropas alemanas (inutilizaron 25 tanques y 28 vehículos blindados alemanes en Villers-Bocage). Por esos días (18-22 de junio) se desató una fuerte tormenta en el Canal que provocó la destrucción del puerto Mulberry de la playa de Omaha dificultando la llegada de soldados y otros suministros. El 25 de junio Montgomery lanzó una nueva gran ofensiva (90.000 hombres) contra la ciudad, la Operación Epsom que también fracasó aunque aniquilaron algunas unidades blindadas alemanas. El 7 de julio se puso en marcha la Operación Charnwood que consistía en un ataque frontal a Caen. La ciudad fue intensamente bombardeada lo que, paradójicamente, dificultó los posteriores avances aliados. La infantería aliada se abrió paso hasta la mitad septentrional de la ciudad.  Aún  lanzaría Montgomery  un plan más contra la ciudad, la  Operación Goodwood contra el este de la ciudad que también fracasó en su objetivo principal. La ciudad quedó liberada el 20 de julio. Los ataques en torno a Caen inmovilizaron los blidados alemanes lo que impidió que Rommel organizara una contraofensiva.

Efectos de los bombardeos en Caen
Soldados británicos entre los escombros de una calle de Caen


El día 19 de julio, los norteamericanos tomaron St. Lô despues de una sangrienta lucha.

Ruinas de St. Lô

El avance aliado se fue materializando como una mancha de aceite. Los alemanes mostraban resistencia como en Falaise, ciudad cercana a Caen. En Falaise quedaron embolsados durante quince días unos 100.000 alemanes. Al fin, pudieron salir de la bolsa dejando 10.000 muertos y 40.000 prisioneros. 

Plaza Saint Gervais de Falise el 17 de agosto de 1944




jueves, 25 de julio de 2019

UNA INTERESANTE WEB SOBRE EL DÍA D

Es considerable la bibliografía sobre el Desembarco de Normandía. También existen interesantes películas, documentales de alto rigor algunos en YouTube) y Webs con muchos in formación textual y gráfica. Centrándome en estas últimas, hoy  quiero destacar una:


http://www.juanjosecholbi.com/BatallaDeNormandia/playas.html

martes, 23 de julio de 2019

MUCHAS HUELLAS DEL DESEMBARCO DE NORMANDÍA

 Aún se puen ver restos de Mulberries en Arromanches:



Museo del desembarco en Arromanches:


 Baterías alemanas en Longues-sur-Mer




Pointe Du Hoc:






Cementario americano en la playa de Omaha:






El Memorial de Caen, para mi gusto, elmejor de la zona, una excelente exposición sobre los orígenes y el desarrollo de la Segunda Guerra Mundial con especial atención al Desembarco de Normandía (también tiene un espacio dedicado a la Guerra Fría y otro a la paz):

 

viernes, 19 de julio de 2019

EL DESEMBARCO DE NORMANDÍA (III): EL DÍA D (6 de junio)


El día 6 de junio fue el fijado de forma definitiva para el desembarco, la Operación Overlord. Eisenhower no quiso revocar la orden a pesar de que el tiempo no era del todo bueno. Paradójicamente, el mal tiempo jugó en contra de los alemanes que no esperaban el desembarco en aquellas condiciones; un ejemplo, Rommel se había ido a Berlín para celebrar  el cumpleaños de su esposa y para entrevistarse con Hitler al que quería convencer sobre su táctica de cómo repeler la previsible invasión.
 
Un gran bombardeo de la costa de Normandía precedió al desembarco. A la vez, los aliados trataban de confundir a los alemanes bombardeando intensamente la zona de Calais. Pasados pocos minutos de las 12 de la noche, saltaron los primeros paracaidistas aliados  en la retaguardia alemana de las playas con la intención de impedir los desplazamientos de tropas alemanas.  A las 0,16 de la noche aterrizó un planeador aliado a 50 metros del puente Pegaso y cerca del puente sobre el rio Orne. Siguieron otros planeadores, Controlar estos dos puentes fue vital. En el Oeste, la nubosidad existente, la poca experiencia de los pilotos y el bombardeo antiaéreo alemán provocaron que, los paracaidistas aterrizasen muy dispersos por la península de Cotentín, algunos muy lejos de su objetivo. El sistema de campos cercados (bocage) dificutaba el reagrupamiento.

En los primeros momentos del desembarco, los  alemanes, confusos, titubearon y perdieron un tiempo importante. Cuando, de madrugada, tuvieron certeza clara del desembarco, se pidió el traslado de dos divisiones Panzer hacia la costa, la petición no llegó a Hitler que estaba durmiendo y nadie osó despertarlo. Ante la falta de ordenes claras, las dos divisiones se pusieron en marcha hacia la costa, pero el Cuartel General revocó la maniobra. Fue un gran error alemán. Los problemas más importantes para los alemanes llegaban de la aviación aliada que bombardeaba sus formaciones y no les dejaba concentrarse. También dificultaba su abastecimiento de combustible.

https://i.pinimg.com/originals/f9/0c/ba/f90cba3cb7b63a5b2674ca35a58de951.jpg

Los barcos aliados abrieron nutrido fuego contra las defensas alemanas costeras. A las 6,30 de la mañana los norteamericanos fueron los primeros soldados aliados en pisar suelo francés. El primer día desembarcaron 156.000 hombres. El desembarco se hizo en cinco playas: Utah, Omaha, Gold, Juno y  Sword. Tropas norteamericanas en las dos primeras y británicas  y canadienses en las otras tres. Ver mapa anterior.



Ingenio para eliminar minas. National Geographic

Los combates más sangrientos tuvieron lugar en la playa de Omaha. Salieron mal muchas cosas. Debido a las condiciones del mar, hombres y material llegaron con dificultades a la orilla. De los 34 tanques anfibios desembarcados, 29 se hundieron rápidamente, solo los cinco restantes llegaron a la playa. Muchos fueron lanzados demasiado lejos de la orilla. Los soldados aliados tuvieron que abandonar las lanchas bajo una lluvia de fuego. Muchos se ahogaron cuando la profundidad de las aguas era mayor de lo esperado (llevaban un equipo de unos 35 kilos). Los disparos de las baterías alemanas, situadas en los acantilados, los detuvo en la arena varias horas. Los soldados aliados, parapetados en la arena, sufrieron muchas bajas. Curiosamente, los bombardeos aliados no dañaron considerablemente los bunkeres alemanes, la nubosidad al amanecer dificultaba su vista. Los americanos sufrieron tantas pérdidas de hombres (unos 2.500 muertos) y material que se estuvo a punto de suspender el desembarco y ordenar el repliegue.  A la una de la tarde, algunas unidades consiguen capturar varios puestos fortificados alemanes lo que favoreció el avance de los desembarcados. Al anochecer habían conseguido llegar a la costa unos 34.000 soldados.


Mulberry artificial

Gran concentración de tropas en la playa de Omaha. National Geographic


Uno de los episodios más recordados del Día D fue el asalto, utilizando escaleras de cuerda, de los rangers norteamericanos (unidades de élite) a Pointe-Du-Hoc, un promotorio desde el que se podía defender tanto la playa de Utah como la de Omaha. Allí tenían instalados los alemanes seis piezas de artillería de 155 mm. Cuando llegaron vieron que los alemanes habían retirados los cañones tierra adentro unos 2 kilómetros. Los rangers supervivientes localizaron los cañones y los inutilizaron. Allí resistieron dos días hasta la llegada de refuerzos, cuando estos llegaron encontraron 90 rangers de los 225 que había participado en la operación.

Los norteamericanos tuvieron menos dificultades en tomar la playa de Utah, lo consiguieron en poco tiempo, 23.000 hombres consiguieron  llegar a tierra con pocas bajas (unas doscientas).

Desembarco en Utah. https://www.saak.nl/battlefield%20tour/2001%20normandie/utah_beach/utah%20(2).jpg


El desembarco de británicos y canadienses en las tres playas restantes fue más fácil (a pesar de la resistencia alemana en algunos puntos) gracias a algunas decisiones de Montgomery: ordenó un bombardeo más exhaustivo de las defensas alemanas y no autorizó el desembarco hasta que la marea alta permitió un acercamiento de los barcos a la costa. Al mediodía, los asaltantes ya controlaban las tres playas y, al finalizar el día, habían penetrado seis kilómetros en tierra, aunque no habían conseguido tomar Caen. No obstante, los aliados tuvieron muchas muertos: unos 1.641 británicos, 359 canadienses, 37 noruegos, 19 de la Francia Libre y algunos de otras nacionalidades.

Soldados ingleses llegando a la playa de Sword
http://www.juanjosecholbi.com/BatallaDeNormandia/sword.html
Soldados de imnfantería canadiense desembarcando en Juno. 
http://www.juanjosecholbi.com/BatallaDeNormandia/juno.html


Para el día 9 de junio los Aliados habían desembarcado 326.000 hombres, 54.000 vehículos y 140.000 toneladas de material. En total, en el Día D, los aliados tuvieron 4.572 muertos

Otras entradas relacionadas:

martes, 9 de julio de 2019

LA ESCULTURA DE GUILLERMO I, PRIMER EMPERADOR DE LA ALEMANIA UNIFICADA, EN KOBLENZA


Tras la victoria alemana sobre Francia en Sedán (2 de septiembre de 1870), Bismarck entabló conversaciones con los tres Estados del Sur  (Baviera, Baden y Wurtemberg) que habían jugado  la carta francesa para mantener su independencia frente a Prusia. Aunque al principio Baviera mostró oposición, pronto se acercaron posturas y los tres Estados se integraron en el nuevo estado  alemán. Se había cumplido el gran sueño de Bismarck: la unificación alemana. El 18 de enero de 1.871,  en la Galería de los Espejos del palacio de Versalles, se proclamó Emperador de Alemania a Guillermo I. Se puede ampliar la información en otra entrada de este Blog.

Hace poco he estado en Koblenza, allí en el lugar que se conoce como Deutsches Eck ("Rincón alemán") en el que se instalaron los caballeros de la Orden Teutónica a comienzos del s. XIII, justo donde el Mosela confluye con el Rhin, se erigió una imponente escultura ecuestre de Guillermo I, el primer emperador de la Alemania unificada.



La escultura fue destruida en 1945. En 1953, se declaró al lugar como  un monumento a la unidad alemana y se colocó una bandera. En 1993, se colocó la escultura de Guillermo I que hoy vemos, una réplica de la primitiva. Unaescultura impresionante.




lunes, 8 de julio de 2019

RESEÑA DE "HISTORIA SECRETA DE LA EDAD MEDIA"


MARTÍNEZ RODRÍGUEZ, T. Historia secreta de la Edad Media. Madrid: Nowtilus, 2019.

El Humanismo y la Ilustración se encargaron de difundir la idea de la Edad Media como una período oscuro en el que predominaban el fanatismo, la barbarie y la ignorancia. La historiografía moderna se ha encargado de desmontar esta idea y de mostrar una visión más positiva de esta época, con sus luces y sombras. La obra de Tomé Rodríguez se sitúa en esta línea, va a destacar muchas contribuciones medievales a la historia humana en la ciencia, la cultura, el arte, la técnica, etc. También va a desentrañar el misterio de muchos enigmas, tradiciones y leyendas muy arraigadas en el imaginario popular. Dejando de lado los reinados, guerras, tratados de paz, los muchos cambios en el mapa político europeo, etc., el autor nos anuncia en la introducción que se propone mostrarnos “la parte más íntima de este período transcendental de nuestro viaje como especie”, una parte menos conocida, pero muy sorprendente, a veces misteriosa.


En esta obra, se abordan temas, de carácter muy diverso, que el autor presenta agrupados en seis bloques. El primero “La herencia del mundo antiguo” comienza tratando el tema del monacato, clave en la expansión del cristianismo: origen, eremitorios, cenobios y monasterios, los modos de vida de estos primeros monjes y la acción decisiva de algunos hombres como San Antonio, San Basilio  o San Benito de Nursia redactor de la regla benedictina. En el segundo capítulo se analiza la figura de Prisciliano que acabó acusado de brujería y herejía y, por ello, quemado en la hoguera con sus principales discípulos. Las teorías y prácticas (bastante complejas) de Prisciliano tuvieron gran cantidad de seguidores y simpatizantes, entre ellos varios obispos gallegos. El tercer capítulo lo dedica a las peregrinaciones a Compostela: las leyendas relacionadas con la llegada del cuerpo de Santiago y su hallazgo, la importancia y las diversas interpretaciones del Camino, el Codex Callistinus… Cierra este bloque el capítulo dedicado a los Druidas, una institución relevante en algunos territorios como Irlanda o la Galia.

En e segundo bloque (“Lo sobrenatural en la vida cotidiana medieval”) se analizan cuatro aspectos de gran impacto en la sociedad medieval. El primero la brujería: orígenes de las brujas, sus relaciones con el diablo, su capacidad para transformarse en diversos animales, los aquelarres, la persecución de la Iglesia que ocasionó situaciones de histeria colectiva en algunos lugares, los procesos inquisitoriales, las quemas en la hoguera… Dedica unas líneas a la figura del diablo (desde su aparición en Irán varios siglos antes de la era cristiana hasta su configuración en la época medieval) y a otras criaturas del imaginario medieval: Gnomos, Golpeadores, Hadas, Elfos, Enanos, Dragones, Mouras, Unicornios, Basiliscos y Sirenas. Sigue un tema que ocupa un lugar privilegiado en el imaginario medieval, la leyenda artúrica y la búsqueda del Grial: propiedades de la reliquia del Santo Grial, teorías sobre su simbología y sobre el destino desde que lo recogiera José de Arimatea hasta el lugar donde se pudiera encontrar (son muchos los lugares que presumen de poseer el auténtico Grial, entre ellos San Isidoro de León o la Catedral de Valencia), relación de la leyenda artúrica con  la búsqueda del Grial y sus múltiples versiones e interpretaciones. En tercer lugar, las apariciones marianas en la Edad Media que adquieren gran impacto entre las gentes de la Edad Media gracias a su legitimidad por las autoridades eclesiásticas. Apariciones, acompañadas generalmente de milagros, que potencian la popularidad del lugar o santuario donde se ubican y favorecen las peregrinaciones. Dedica unas líneas a una incógnita para eruditos: el tema de las Vírgenes Negras que se propagaron por Occidente gracias a Templarios y Cistercienses. Por último, escribe sobre la alquimia: su origen chino, desarrollo, objetivos que persiguen (obtener la piedra filosofal, elixir de la eterna juventud, y la transformación de materias de poco valor en oro o plata) y sobre la cábala que se creía podía ayudar a interpretar las claves ocultas de las Escrituras y ayudar a entrar en contacto con el diablo.

El único capítulo del tercer bloque (“La gran obra”) está dedicado a la catedral y sus constructores. La ciudad que puede construir una catedral está mostrando orgullosa su poderío político, económico y religioso. La catedral perfecta es aquella que emula la ciudad de Dios conforme a la armonía de ciclos y ritmos cósmicos. Por ello es tan importante para sus arquitectos respetar la proporción áurea en su diseño.

En “Tiempo de catástrofes” (bloque IV) se trata sobre “sucesos infaustos y otras calamidades” que azotaron a una sociedad medieval angustiada e indefensa: malas cosechas, hambrunas, varias oleadas de peste, alta mortalidad (especialmente infantil), plagas de insectos, riadas… Los “jinetes del Apocalipsis” que nunca cabalgan individualmente, por ejemplo las epidemias hacen estragos mayores en una sociedad subalimentada por causa de las malas cosechas. Algunas de estas catástrofes alimentan el miedo a la llegada del fin del mundo como ocurrió en torno al año mil.

Cruzados, mártires e invasores” es el tema del bloque V. En primer lugar la de los hombres del Norte, los vikingos expertos navegantes que asolaron ciudades tanto costeras y del interior (el estilizado diseño de sus barcos les permitía remontar los ríos). Explica su cultura, sus creencias, la construcción y diseño de sus famosos barcos. ¿Llegaron a América 500 años antes de Colón? 


Otra invasión  fue la de los árabes. Su asentamiento en la península Ibérica condicionó la política peninsular desde el s. VIII hasta fines del XV. Plantea el autor algunas interesantes cuestiones: la leyenda de la mesa del rey Salomón que supuestamente encontraron los árabes en la Península, la batalla de Covadonga (¿mito o realidad?), el gran desarrollo de la ciencia y la investigación en Al-Andalus y sus grandes aportaciones, el legado cultural de Alfonso X. 
Las Cruzadas y la aparición de las Órdenes Militares ocupan el capítulo 13. Las diversas Cruzadas, cuyo objetivo era recuperar los Santos Lugares, tuvieron desigual suerte a pesar de que pensaban que Dios les haría triunfar siempre. De todas las Ordenes Militares que surgieron, se detiene en la de los Templarios: origen, ceremonias de iniciación, regla, acumulación de riqueza y su final a comienzos del siglo XIV en el que los recelos de los poderosos y razones económicas tuvieron más peso que la acusación oficial de herejía. Finaliza este bloque con unas líneas dedicadas a los cátaros (conocidos en la época como “los hombres buenos”) que, acusados de herejía, sufrieron una persecución implacable que acabó con ellos.

En el bloque VI (“Reliquias, mapas y libros misteriosos”) se tratan temas muy variopintos y curiosos. La Sábana Santa de Turín: teorías e interpretaciones sobre su datación y  posible autoría. El mapa de Piris Reis, un ejemplar cartográfico muy preciso del siglo XVI que presenta unas interesantes anomalías históricas. El gran desastre para la ciencia y la cultura que supuso la destrucción de la colosal biblioteca Alejandría. ¿Se salvaron algunos manuscritos “poco comunes”? Libros considerados diabólicos y de magia, especialmente al más famoso de todos ellos: Codex Giga o Biblia del Diablo. El Manuscrito Voynich, una obra de comienzos del s. XV profundamente ilustrada. Un libro enigmático que, hasta hoy, no ha podido ser descifrado (tan solo algunas palabras). ¿Por qué razón cifró el autor su contenido?


La obra en la Web de la Editorial (índice, comenzar a leer, argumentos de venta…):



miércoles, 3 de julio de 2019

EL DESEMBARCO DE NORMANDÍA (II): LAS POSICIONES DEFENSIVAS ALEMANAS EN LAS COSTA FRANCESA


El encargado de la defensa de la costa francesa era Von Rundstedt, el general en jefe de las fuerzas alemanas en Francia, Bélgica y Holanda. El encargado de la defensa del sector de Normandía era Rommel para lo que disponía de  tropas mediocres, sin experiencia (nuevos reclutas), heterogéneas y poco equipadas (Grupo de Ejércitos B). El sistema defensivo alemán se conocía como el Muro del Atlántico, un pomposo nombre para una estructura bastante limitada.

Desde el día de su llegada,  Rommel insistió en la necesidad de mejorar defensas ante la previsible invasión. Comenzó a construir búnkeres con artillería, campos de minas en la costa y en el mar, postes antiplaneadores, alambradas, obstáculos contra embarcaciones en las playas, radares… Rommel encontró muchas dificultades para llevar adelante la mejora de las defensas. Notó una clara falta de cooperación en las diferentes ramas del ejército (a veces en clara competencia), por ejemplo Goering se negó a prestarle cañones antiaéreos o la Marina solo aportó tres cruceros.

Rommel supervisando las defensas de las playas. Imagen de National Geographic


Los mandos alemanes sostenían criterios diferentes sobre la estrategia de cara a la invasión aliada. Von Rundstedt pensaba que la invasión no podría ser detenida en las playas, así que  no quería combatir en las playas, sino que era partidario de esperar hasta ver hacía donde se dirigía la invasión y entonces atacar. Rommel pensaba que  la única forma de parar la invasión era luchar allí donde los Aliados tomasen tierra porque la superioridad aliada les impedía mover las tropas por tierra. Estas dos ideas implicaban una diferente disposición de las tropas, para Rommel la reserva de tanques debía situarse cerca de la costa, para Von Rundstedt estos tanques debían estar cerca de París y desde allí desplazarse al lugar más necesitado. Al final, Hitler adoptó una solución de compromiso, entregó tres divisiones a Rommel (solo una llegó a Normandía)  y el resto (la mayoría) se quedó en París. Hitler no quería que alguno de sus generales tuviera demasiado poder, por eso repartía las responsabilidades solapadas. Esto fue bastante perjudicial.

El 6 de junio de 1944, Rommel no está en Normandía, se había desplazado a Alemania para celebrar el cumpleaños de su esposa y tratar de entrevistarse con Hitler para explicarle su estrategia respecto a la ubicación de los tanques.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...