miércoles, 29 de julio de 2015

LA GUILLOTINA ENTRA EN ESCENA



El 1 de diciembre de 1789 se presentó en la Asamblea una nueva máquina para llevar a cabo las ejecuciones de los condenados a muerte: LA GUILLOTINA. En realidad aparatos similares ya habían existido en otras partes mucho antes (Bohemia, Escocia, Inglaterra, Italia...), aunque la guillotina aparece indisolublemente ligada a la revolución Francesa.

Defendió el artefacto su inventor, el Dr. GUILLOTIN, como algo capaz de aligerar el sufrimiento de los condenados a muerte. Su proyecto no despertó grandes entusiasmos por lo que, antes de aprobarla, la Asamblea pidió varios informes, entre ellos al verdugo oficial Sansón y a la Academia de Cirugía. Fue el secretario de esta Academia, Antoine Louis, quien verdaderamente diseñó el artefacto. Tras ser ensayada con animales y cadáveres humanos y sufrir alguna modificación (principalmente la cuchilla oblicua en vez de recta para hacer un corte más seguro y preciso), el 25 de marzo de 1792, Luís XVI firmó la ley que aprobaba la máquina y, poco después, la Asamblea decretó que desde entonces toda persona condenada a muerte fuera decapitada en la guillotina.

Grabado del S. XVIII que escenifica la muerte de Luis XVI
El primer ajusticiado en la guillotina fue un bandido llamado Pelletier, el 27 de mayo de 1792 (había cometido un robo y asesinado a un hombre durante el mismo).
Por la guillotina pasaron no sólo el Rey y la Reina sino destacados revolucionarios, tanto moderados como exaltados: Danton, Desmoulins, Brissot, Hebert, Babeuf, Lavoisier, Robespierre... Y no solo clérigos, nobles o políticos revolucionarios, muchos de los ejecutados pertenecían al pueblo. ¿Cuántas personas fueron guillotinadas en la Revolución? Es difícil dar una cifra exacta, lo más probable es que fueran entre 16.000 y 20.000, aunque algunos elevan esta cifra hasta 35.000.

La guillotina ha durado en Francia hasta hace relativamente poco. La última vez que fue utilizada tuvo lugar en 1977 para la ejecución de un inmigrante tunecido, Hamida Djandoubi, acusado de asesinato. En 1981 el presidente Miterrand abolió la pena de muerte en Francia.


LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...